Club fundado en el año 2009

Los participantes abandonan el valle del Pisuerga para remontar el valle de Valsadornin en una bella estampa primaveral.

En la jornada de ayer y coincidiendo con la festividad de la Comunidad de Castilla y León, tuvo lugar la segunda salida social de la temporada, un trazado de 28 kilómetros a lo largo de los valles del Pisuerga, Valsadornin y Vallespinoso, que contó con la presencia de quince socios y simpatizantes. Una marcha que sirvió y será recordada por el estreno oficial de la ropa deportiva del Club diseñada por la empresa Spiuk Sportsline, S.L.

Con un poco de retraso sobre el horario establecido arrancó la marcha cicloturista con un recorrido casi íntegro por pistas y caminos que fue del agrado de la totalidad de los participantes, olvidándose así del tráfico rodado tan elevado durante la Semana Santa. De esta forma se completó con comodidad los primeros cinco kilómetros, durante los cuales el grupo se estiró para reagruparse en Ligüerzana. A su salida tuvo lugar el primer suceso de la salida, el pinchazo en la rueda trasera de la bicicleta de Eric. Parón general para subsanar el percance y seguir la marcha de forma acelerada hacia Valsadornin, a cuya entrada se realizó un nuevo reagrupamiento en el cual una parte de los participantes tuvieron noticias de los problemas mecánicos en la bicicleta de Kattyto.

La subida a Rabanal de los Caballeros se realizó a un buen ritmo a pesar de fuerte viento contrario reinante en la zona alta de este valle y se mantuvo hasta alcanzar la localidad de Gramedo, a cuyo paso se aprovechó para realizar un pequeño reportaje fotográfico. Descenso veloz y espectacular hacia Vallespinoso de Cervera y posterior hasta Rueda, tramo en el que nuevamente el grupo se estiró.

Tras cruzar el río Pisuerga paso y parada para obtener la fotografía de familia de esta segunda jornada de cicloturismo de la presente temporada en Quintanaluengos. Concluida la sesión fotográfica todos los participantes reanudaron su marcha hacia Cervera para concluir por una pista llena de charcos y algo de barro los ocho kilómetros que restaban para finalizar la ruta.

Todo ello en una tarde primaveral de agradable temperatura, con alternancia del sol y las nubes, pistas en buen estado para la cantidad de lluvia caída en las pasadas jornadas, aunque se han encontrado tramos con balsas de agua y barro que han sido superadas con destreza por todos los participantes.

0 Likes
268 Views

You may also like

Comments are closed.

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies